Cows Menu

Cows menu

¿Por qué estamos haciendo esto?

Eructos y flatulencias de las vacas

En Burger King, hemos trabajado para encontrar las soluciones escalables para abordar el impacto climático de los alimentos que producimos y entregamos a nuestros clientes diariamente en todo el mundo. Para hacerlo bien, comenzamos con la comprensión de los hechos.

El ganado es responsable del 14,5% de todas las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de origen humano, según estimaciones de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) , y la producción de carne vacuna representa el 41% de esas emisiones.

¿Qué contribuye a la importante huella de carbono de la producción de carne vacuna?

A través de nuestras investigaciones y diálogos con las partes interesadas del sector en todo el mundo, hemos comprendido que los problemas relacionados con el clima y la producción de carne vacuna son complejos. De hecho, hay varias fuentes de gases de efecto invernadero (GEI) a lo largo de la cadena de suministro de carne vacuna antes de que llegue a su plato, de modo que cuando se trata de reducir las emisiones de la cadena de suministro de la carne vacuna, hay muchos lugares en los que podríamos intervenir.

Hemos decidido comenzar por abordar la fermentación entérica de las vacas y sus emisiones de metano.

¿Qué significa esto?

Las vacas tienen un sistema digestivo complejo compuesto por cuatro estómagos, que les permite comer y digerir alimentos que los seres humanos no podemos digerir, tales como el pasto, a través de un proceso llamado fermentación entérica. A medida que las vacas digieren su alimento, una gran cantidad de metano. Este gas de efecto invernadero se libera cada vez que las vacas eructan o expulsan flatulencias con gas metano. El metano es considerado un importante contribuyente al calentamiento global, lo que lo convierte en un área decisiva que trataremos para lograr el objetivo del Acuerdo de París de 2016 de limitar el calentamiento global a muy por debajo de 2°C y continuar los esfuerzos por limitarlo a 1,5°C.

Descubra las principales fuentes de emisiones de GEI a lo largo de la cadena de suministro de carne vacuna a continuación.

Producción de
alimentos para
animales
Fermentación
entérica
Estiércol
Procesamiento
y transporte

“La carne vacuna es una de las principales materias primas que compramos en Burger King. También sabemos que el ganado es uno de los principales contribuyentes a las emisiones globales de gases de efecto invernadero (GEI), por lo que nuestro trabajo es comprender cómo podemos continuar el crecimiento de nuestra empresa, al mismo tiempo que continuamos reduciendo las emisiones del ganado con el transcurso del tiempo”.

Matt Banton, líder de innovación y sostenibilidad de RBI

¿Qué hicimos para ayudar?

Una dieta para vacas

Desde el té de manzanilla hasta el bicarbonato de sodio, los seres humanos han utilizado remedios naturales para ayudar con los problemas relacionados con la digestión durante siglos. Por lo cual ¿qué ocurriría si los mismos remedios naturales que ayudan a las personas a calmar los dolores de estómago pueden ayudar a reducir las impresionantes cantidades de gases que las vacas producen todos los días? Nos asociamos con científicos de alto nivel en Estados Unidos y México para estudiar diferentes hierbas, como la manzanilla, cosmos bipinnatus y hierba de limón, a fin de encontrar una solución que pueda potencialmente beneficiar al medio ambiente y a las millones de personas que, en términos claros, adoran la carne.

Una nueva dieta para las vacas que podría ayudarles a digerir mejor y liberar menos metano

Como resultado, hallamos que, al agregar cien gramos de hojas secas de hierba de limón a la alimentación diaria de las vacas, pudimos ver una reducción de hasta el 33% en promedio de las emisiones de metano durante el período de administración de la dieta (los últimos tres a cuatro meses de vida de la vaca en el caso de nuestra investigación). Y la buena noticia es que esta reducción fue impulsada por una planta natural que crece desde México hasta la India.

¿Cómo se descubrió el potencial de la hierba de limón para reducir las emisiones de metano?

En colaboración con los mejores investigadores de la Universidad Autónoma del Estado de México y la Universidad de California en Davis, llevamos a cabo varias rondas de investigación para el desarrollo y refinamiento de una nueva dieta para el ganado. ¿Cuáles fueron los resultados? Según esta investigación inicial, hemos descubierto que alimentar a las vacas con cantidades relativamente pequeñas de hierba de limón, durante las etapas de ‘engorde’ de tres a cuatro meses de la producción, reduce las emisiones de metano hasta en un 33% en promedio. La incorporación de 100 gramos de hojas secas de hierba de limón a la dieta diaria de las vacas marca una diferencia significativa.

Haga clic en cualquiera de los siguientes botones para obtener más información sobre cada etapa en el transcurso de la investigación hasta el momento.

Ronda 1 de investigación en México

Ronda 2 de investigación en México

Ronda 3 de investigación en México

Investigación de la Universidad de California en Davis

Análisis de tipos de hierba de limón

Proyecto piloto de BK con 50 cabezas de ganado

Disponible en ciertos restaurantes

Investigaciones futuras

Continuamos asociándonos con instituciones de educación superior y científicos del sector para conducir investigaciones adicionales sobre este tema, e informaremos periódicamente sobre nuestros hallazgos.

Descargue el documento de investigación aquí

“La estrategia de sostenibilidad de RBI se basa en un principio simple: hacer lo correcto. Y este proyecto es un muy buen ejemplo; es una solución escalable para ayudar a reducir las emisiones de metano”.

José Cil, Director General de RBI

¿Cómo podemos
trabajar juntos?

Fórmula de código abierto

Somos conscientes de que nuestra propia cadena de suministro es solo una pequeña pieza del rompecabezas global, y no podemos hacer esto solos. Solo cuando estas soluciones sean ampliamente adoptadas por el sector de la carne vacuna, podremos observar un impacto positivo tangible.

Por esta razón, presentamos la fórmula de la Dieta para vacas de código abierto y gratuita para que todos la usen.

Nos asociamos con científicos para crear una fórmula y la pusimos a disposición del público junto con nuestra investigación respaldatoria, a fin de que cada marca de comida rápida, proveedor de carne y agricultor pueda reproducirla, probarla y refinarla. Si todos trabajamos en equipo como industria para desarrollar y adoptar soluciones de código abierto como la fórmula Dieta para vacas, podemos aspirar a reducir tangiblemente las emisiones de metano y desarrollar medidas concretas sobre el cambio climático que aspiren a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas para 2030.

Todo esto es parte de nuestra estrategia de sostenibilidad de la carne vacuna. Estamos mejorando nuestra técnica de abastecimiento de carne vacuna, promoviendo las mejores prácticas en todos los niveles de la cadena de suministro e impulsando soluciones creativas a través de la investigación y la colaboración.

“Quiero invitar a todo el sector, inclusive a nuestros competidores, a que consideren experimentar nuestra fórmula innovadora. Se sorprenderán con los resultados y, quizás, si todos nos esforzamos, podamos crear un impacto mucho más importante de lo que uno imagina”.

Fernando Machado, director de marketing global, RBI

¿Cómo implementar la fórmula?

Por etapas

Burger King reconoce que la producción y el consumo de carne vacuna a nivel mundial tienen un impacto climático significativo. Sin embargo, además sabemos que los agricultores y los ganaderos de todo el mundo se preocupan profundamente por su tierra y sus animales. Como uno de los mayores compradores mundiales de carne vacuna, queremos apoyar a nuestros socios de la cadena de valor en la implementación de prácticas agrícolas potencialmente más 'ecológicas', al mismo tiempo que somos conscientes de que están limitados en recursos y capacidad, y que están equilibrando los desafíos diarios empresariales y de sostenibilidad.

Nos entusiasma presentar a los socios y colegas de la industria la iniciativa de la Dieta para vacas, que tiene el potencial de reducir el impacto climático del sector de carne vacuna. Después de un año de ensayos e investigaciones con científicos de la Universidad Autónoma del Estado de México y la Universidad de California en Davis, pudimos hallar una fórmula para la alimentación diaria de las vacas hecha con hojas de hierba de limón, lo que sugiere una reducción de las emisiones de metano en hasta el 33% en promedio durante los últimos 3 a 4 meses de vida de la vaca. La fórmula es un suplemento totalmente natural para el alimento diario que los ganaderos ya están utilizando, lo que, sobre la base de la investigación hasta la fecha, tiene el potencial de ser una solución tangible y alcanzable.

La siguiente guía de “Procedimiento”, le muestra todas las etapas de la fórmula de código abierto y las FAQs, (preguntas frecuentes), incluyen toda la información para implementar la iniciativa de la Dieta para vacas en sus prácticas agrícolas y la cadena de suministro.

Mientras más ganaderos la usen, más podremos saber sobre el potencial de esta solución. A medida que refinamos y recopilamos conocimientos y ampliamos la iniciativa de la Dieta para vacas, esperamos marcar una diferencia tangible para ayudar en la mitigación del cambio climático.

El ingrediente principal de nuestro suplemento son las hojas de hierba de limón (Cymbopogon citratus). En el ganado, se ha demostrado que la hierba de limón manipula el proceso de digestión y mejora la utilización de nutrientes y de este modo, reduce la formación de metano. Específicamente, la hierba de limón contiene compuestos bioactivos con propiedades antimicrobianas y antiprotozoarias que se pueden utilizar para modificar la fermentación del rumen. (Gagan-Shah et al. 2016, Kumar-Singh et al. 2018, y M. Joch et al. 2016) En nuestra investigación, se demostró que el suplemento de hierba de limón reduce las emisiones de metano hasta en un 33% en promedio en los últimos tres a cuatro meses de vida de la vaca. Al comprar la hierba de limón, los ganaderos deben asegurarse de que están adquiriendo las hojas, que tienen los nutrientes y las propiedades vegetales que estamos buscando, no los tallos.

¡El tipo de hierba de limón utilizado es importante! Realizamos pruebas en dos tipos de hierba de limón (Cymbopogon citratus y Cymbopogon martini) y descubrimos que la composición química y el contenido de polifenoles del Cymbopogon citratus es más adecuado para lograr las reducciones de metano. El Cymbopogon citratus debe cosecharse en el momento en que el contenido de extracto de éter (concentración de aceites esenciales) y el contenido total de polifenoles sean los más altos.

Este tipo de hierba de limón se cultiva todo el año en climas tropicales, subtropicales y mediterráneos en todo el mundo. Se ha comprobado que esta planta tiene efectos beneficiosos como antiséptico, antifebril, antidispéptico, antioxidante, antinociceptivo, carminativo y antiinflamatorio.

Abastecimiento sostenible de la hierba de limón

Sabemos que otras materias primas para alimentación, como la soja y el maíz están relacionadas con desafíos de sostenibilidad tales como la deforestación, la contaminación por pesticidas y otros. El área de hierba de limón en cultivo actualmente es menor de lo que sería necesario para convertirse en un alimento confiable para una parte de la industria de la carne vacuna, por lo que su crecimiento a escala comercial se debe incrementar en gran medida. Burger King se quiere asegurar de abastecer la hierba de limón y expandir su producción comercial de manera sostenible. Por lo tanto, mantendremos la sostenibilidad como un aspecto importante de nuestras conversaciones con los proveedores de hierba de limón. Solicitamos a aquellos que también experimentarán con la fórmula de Dieta para vacas que hagan lo mismo y compartan sus conocimientos.

Las hojas frescas de la hierba de limón necesitan secarse para facilitar su procesamiento. Las condiciones ideales para el proceso de secado son las siguientes:

  • Tiempo de secado: 3 -4 semanas
  • Iluminación: el secado debe hacerse lejos de la luz solar directa - preferiblemente en el interior – para evitar la desnaturalización de los compuestos bioactivos que pueden ser responsables de la reducción en la formación de metano.
  • Temperatura: 18-20 oC (64,4-68 oF) – Las temperaturas superiores a 40 oC (104 oF) son particularmente dañinas para los compuestos bioactivos y se deben evitar.
  • Niveles de humedad: bajos; menos del 45%
  • Ventilación: las plantas se deben almacenar en un área bien ventilada, se deben esparcir en estantes de malla metálica fina colocados lejos del piso
  • Mantenimiento: las plantas se deben rotar una o dos veces por semana para evitar la formación de moho u hongos
    (Luna-Solano et al. (2019
    El objetivo es lograr un contenido de materia seca del 90%, a este punto las hojas habrán perdido su color verde y se habrán tornado color marrón amarillento. Recomendamos medir esto con una muestra de hierba de limón en un horno de secado de aire forzado.

Durante nuestra investigación en México, la hierba de limón fue secada durante ocho semanas a 22 grados Celsius y 25% de humedad.

Una vez secada, es necesario picar la hierba de limón en trozos. Picar la hierba de limón es esencial para facilitar la mezcla en la alimentación del ganado. A algunas vacas no les gusta el sabor de la hierba de limón, sin embargo, una vez mezclada con el alimento, las vacas lo comen con su alimento normal.

Recomendamos utilizar un martillo de molino para picar o moler la hierba de limón en un tamaño de 0,5 - 1,0 cm. En esta forma, la hierba de limón se puede almacenar lejos de la humedad en contenedores sellados al vacío durante varios meses. No necesita refrigeración.

La hierba de limón seca y picada se añade como suplemento. Esto significa que se agrega a la ingesta diaria actual del ganado, no en lugar de ningún otro alimento. En nuestra investigación, alimentamos con el suplemento durante los últimos tres a cuatro meses de vida de las vacas.

Administramos una dieta compuesta por 80,6% de concentrado y 19,4% de forraje con los siguientes ingredientes; no obstante, los ganaderos pueden continuar utilizando su alimento diario existente si lo prefieren.

  • 68% copos de maíz al vapor
  • 9,7% alfalfa
  • 9,7% heno de avena
  • 5,7% harina de soja
  • 4,9% melaza
  • 1.9% grasa protegida

Además de ese alimento diario, los ganaderos agregarán un suplemento de 100 gramos de materia seca de hierba de limón por vaca por día.

La mezcla es indispensable para garantizar que los animales coman todo el suplemento de hierba de limón. Para disimular el sabor de la hierba de limón, es necesario mezclar completamente con el resto del alimento de la dieta para formar una Ración Total Mezclada (TMR). La TMR es un método de alimentación bovina que combina los alimentos formulados con un contenido de nutrientes específico en una sola mezcla de alimentos.

Debido a que la implementación de este tipo de aditivo de alimentos es idónea para la alimentación controlada, Burger King probó la Dieta para vacas en animales alimentados. En el mejor de los casos, la alimentación con el suplemento durante toda la vida del animal reduciría la cantidad total de metano emitido, que es un proceso continuo durante toda su vida. Nuestros socios de la cadena de suministro podrán experimentar la alimentación con hierba de limón durante períodos más largos, y Burger King informará los resultados de estos proyectos piloto periódicamente.

Cada vez más, los consumidores presionan a empresas como Burger King para que ofrezcan opciones sostenibles, y esas empresas buscan proveedores que les puedan apoyar para convertirse en compañías más sostenibles. También esperamos que los esfuerzos para reducir el impacto ecológico de la producción de carne vacuna ayuden a mejorar la percepción del consumidor sobre la industria de la carne vacuna en general. Además, en el contexto de las normas sobre el clima en constante evolución, como las leyes en California que exigen la reducción de las emisiones de metano en un 40% de los niveles de 2013 para 2030, la Dieta para Vacas ofrece una solución de inversión relativamente baja.

Reconocemos que los ganadores tendrán algunos pasos adicionales al introducir la hierba de limón como aditivo para alimentos. Algunos pasos adicionales se enumeran a continuación:

  • Identificación de proveedores de hierba de limón que puedan transportar o exportar fácilmente a las localidades de los ganaderos
  • Compra y almacenamiento de hierba de limón a granel, dada la cantidad significativa de hierba de limón en los alimentos diarios.
  • Ajuste de los procesos de alimentación para incorporar el aditivo hierba de limón
  • Según sea necesario, inversión en infraestructura para secar, picar y almacenar la hierba de limón
  • Monitoreo de cualquier efecto de la dieta en las vacas y la calidad de la carne

Comprendemos que la implementación de esta nueva práctica significa un cambio en los procesos regulares de los ganaderos. Asimismo, reconocemos la necesidad de más investigaciones sobre el impacto del aditivo de hierba de limón en la economía agrícola y los efectos en las vacas. Los resultados iniciales del estudio muestran que la dieta de hierba de limón no causa efectos negativos en el rendimiento animal, siempre y cuando la dosis se mantenga en 100 g de hierba de limón por 10 kg de alimento al día. A medida que ampliamos esta fórmula con más proveedores, esperamos ofrecer información sólida sobre los indicadores comerciales, como el aumento de peso, la relación de conversión de alimentos, los días hasta el matadero, los costos y los cambios en los precios de la hierba de limón con la creciente demanda. Además, nos proponemos compartir más investigaciones para facilitar la implementación e informar la viabilidad a mayor plazo.

Por último, creemos que los obstáculos de implementar la Dieta para vacas son relativamente pocos, al considerar los beneficios potenciales de los resultados: hasta un 33% de reducción en promedio de las emisiones de metano por vaca durante el período de alimentación con suplemento (3 a 4 meses en nuestra investigación), lo que sugiere una producción de ganado con una menor huella de carbono, y la capacidad de responder al interés del consumidor en opciones de alimentos más sostenibles.

“Después de probar la incorporación de 100 gramos de hierba de limón, observamos una reducción de hasta el 33% en promedio en las emisiones diarias de metano”.

Dr. Octavio A. Castelán Ortega, Universidad Autónoma del Estado de México

¿Cuáles son las
oportunidades de expansión?

Nos entusiasma que nuestros colegas y socios de suministro aprovecharán la fórmula de suplemento de hierba de limón, con la esperanza de lograr potencialmente en el futuro un impacto climático significativo trabajando juntos. Nuestros socios de la Universidad Autónoma del Estado de México y la Universidad de California en Davis nos ayudaron a desarrollar una página de FAQs y otros recursos para guiar esos esfuerzos. Nuestro próximo paso es la expansión del programa en nuestra propia cadena de suministro con la mayor amplitud posible, al mismo tiempo que continuamos estudiando el potencial de la hierba de limón, el impacto a largo plazo (si hubiera) en las vacas, y otras potenciales variaciones de la iniciativa de la Dieta para vacas.

Sabemos que tomará tiempo y colaboración para que la iniciativa de la Dieta para vacas sea una realidad prevaleciente, la respuesta inicial es muy alentadora.

Establecer alianzas para expandir la Dieta para vacas en nuestra cadena de suministro:

Actualmente estamos emprendiendo alianzas con socios de suministro: en Irlanda, Austria México y Brasil para expandir la iniciativa de la Dieta para vacas a sus operaciones y comprobar aún más la viabilidad comercial de un suplemento de hierba de limón. Con estas próximas pruebas piloto, probaremos la fórmula durante un período más largo y en rebaños de ganado más grandes. Desarrollaremos datos en áreas importantes, como el rendimiento animal, las emisiones a lo largo del tiempo y los impactos económicos para los agricultores, al mismo tiempo que vigilamos de cerca el bienestar animal.

Keepak (Irlanda)

Nos asociamos con Keepak en Irlanda para probar las implicaciones comerciales de la iniciativa Dieta para vacas en la cadena de suministro. La alimentación con hierba de limón durante un período más largo nos permitirá obtener conocimientos importantes para agricultores y ganaderos sobre las emisiones, así como sobre el aumento de peso y la salud animal.


Marcher Fleischwerke (Austria)

Nuestra colaboración con Marcher Fleischwerke y la Universidad de Viena tiene como objetivo validar los hallazgos de nuestra investigación en México. El proyecto piloto, centrado en las emisiones de metano, implicará replicar la investigación de México - medir las emisiones utilizando cámaras de respiración en un laboratorio, además de una prueba secundaria de medición en una granja local.


GUSI (México)

Estamos colaborando con GUSI en México para validar los hallazgos de la investigación realizada en la Universidad Autónoma del Estado de México y probar las implicaciones comerciales del programa Cows Menu en la cadena de suministro.


JBS (solo Brasil)

Nos estamos asociando con JBS solo en Brasil para probar las implicaciones comerciales del programa Cows Menu en la cadena de suministro. Alimentar la hierba de limón durante un período más largo nos proporcionará información importante para los agricultores y ganaderos sobre las emisiones, así como el aumento de peso y la salud de los animales.

¿Qué efectos causa esto en la hamburguesa?

La incorporación de la hierba de limón a la dieta de las vacas no ha mostrado ningún impacto en el sabor o la textura de la carne en nuestra Whopper. Continuamos ofreciendo nuestro delicioso sabor a la parrilla que nuestros clientes ya conocen y adoran.

La carne vacuna con emisiones de metano reducidas, procedente de ganado alimentado con la dieta con suplemento de hierba de limón, estará disponible en ciertos restaurantes en julio de 2020. Esta hamburguesa de carne vacuna se utilizará para el sándwich Whopper y todas las hamburguesas grandes que actualmente se sirven en ciertos restaurantes en Miami, Nueva York, Austin, Los Ángeles y Portland. Estas hamburguesas tendrán la etiqueta "CARNE VACUNA CON EMISIONES DE METANO REDUCIDAS” durante el período de promoción. Más allá del lanzamiento, continuaremos estableciendo alianzas con instituciones educativas y científicos del sector para conducir investigaciones adicionales sobre este tema. Asimismo, estamos trabajando con proveedores de todo el mundo para expandir el programa en nuestra cadena de suministro en los próximos meses. Nos proponemos informar periódicamente sobre los resultados de estas alianzas piloto, y continuaremos manteniendo actualizadas a las partes interesadas sobre el progreso a través de nuestra empresa matriz, Restaurant Brands International.

Atención, ¿qué hay sobre los sándwiches Impossible™ Whopper y Rebel Whopper?

Ofrecemos a los clientes más opciones de comida ecológica en nuestros restaurantes. Tan deliciosas como las hamburguesas clásicas, tanto la Impossible™ Whopper como la Rebel Whopper están hechas con ingredientes a base de plantas. Estas opciones están ampliamente disponibles, con nuestra Impossible™ Whopper en restaurantes en Estados Unidos, y nuestra Rebel Whopper en el Reino Unido, Brasil, Australia y en toda Europa continental. Aunque Burger King no calculó la huella de carbono de nuestras hamburguesas a base de plantas, nuestros socios de ImpossibleTM Foods calcularon, que, en comparación con una hamburguesa de carne vacuna, sus hamburguesas utilizan un 96% menos de tierra y generan un 89% menos de emisiones de GEI.

Las hamburguesas Whopper a base de plantas y la nueva carne vacuna de animales alimentados con la Dieta para vacas son dos excelentes maneras en las que puede continuar disfrutando de su hamburguesa favorita y, asimismo, saber que Burger King trabaja arduamente para equilibrar ese gran sabor con impactos climáticos potencialmente más bajos en el futuro.

“Nos dedicamos al negocio de venta de hamburguesas, por lo que quisimos hacer un impacto positivo en el cambio climático, sin afectar el sabor a la parrilla que nuestros clientes ya conocen y adoran”

Elmis Medina, Directora de Sostenibilidad, FBI

¿Cuál es el
próximo paso?

Los logros iniciales de la iniciativa Dieta para vacas significan un progreso que nos enorgullece. Junto con nuestros socios hemos identificado una fuente de emisiones considerable y descubierto que la hierba de limón puede reducir potencialmente el impacto climático de la producción de carne vacuna en el futuro. Sin embargo, reconocemos que casi todas las soluciones tienen desafíos.

El aumento de la producción de la hierba de limón puede presentar sus propios desafíos de sostenibilidad.

La hierba de limón no se cultiva actualmente a la escala necesaria para sostener la industria mundial de la carne vacuna. Es casi imposible saber las consecuencias de la producción de la hierba de limón a mayor escala, y posiblemente en nuevas regiones. Los picos en la demanda y la sobreexplotación de las tierras con otros productos agrícolas producen consecuencias indeseables. El hecho de que la hierba de limón se puede cultivar en tierras de menor calidad es uno de sus atractivos, lo que puede ser esencial para incrementar su producción de manera sostenible. Para abordar las innumerables preguntas en torno a la producción a gran escala de hierba de limón, solitamoas la participación de las partes interesadas para que nos ayuden a comprender mejor los desafíos potenciales que impone la producción a gran escala de dicha hierba de limón.

La hierba de limón no siempre se cultiva en tierras cercanas a la producción de carne vacuna, aunque identificar el ingrediente activo en esta hierba de limón permite una entrega más eficaz a los productores de carne

La hierba de limón actualmente se cultiva en regiones tropicales, subtropicales y mediterráneas, que no son compatibles con todas las regiones de producción significativa de carne vacuna. Inicialmente, estamos abasteciendo la hierba de limón de California y México. No hemos establecido la huella ambiental global de la producción y distribución de hierba de limón a los productores; sin embargo, sobre la base de los conocimientos existentes acerca de lo que impulsa las emisiones en la cadena de suministro de carne vacuna, anticipamos que el ahorro potencial de emisiones en la fase previa al matadero será mucho mayor que cualquier aumento adicional derivado del uso de hierba de limón. La conveniencia, el costo y los posibles impactos ambientales de la producción de hierba de limón cerca de la producción ganadera son ideales. Cuando no sean posibles, se pueden considerar alternativas. La investigación adicional para determinar la característica activa que "reduce las emisiones de metano" en la hierba de limón e identificar otros ingredientes con esta característica es una manera de expandir la iniciativa Dieta para vacas por región.

Las vacas se pueden “aburrir” de la hierba de limón, por lo que realizamos pruebas para asegurarnos de que la hierba de limón continúe siendo eficaz durante períodos de alimentación prolongados

Todos necesitamos un poco de variedad en nuestra dieta; ¡podemos aburrirnos! Si bien la investigación sobre vacas alimentadas con hierba de limón hasta la fecha ha sido formidable, algunos estudios de aditivos para alimentos de mayor duración muestran que los estómagos de las vacas se pueden ajustar con el tiempo y limitar los beneficios iniciales del metano. La alimentación con hierba de limón durante un período más largo ayudaría a reducir aún más el metano. Por esta razón, mientras expandimos la iniciativa Dieta para vacas con nuestros socios de la cadena de suministro, experimentamos el programa durante períodos más largos y validamos la investigación con rebaños más numerosos.

Debemos confirmar los impactos en la economía agrícola a través de nuevos proyectos piloto dentro de nuestra cadena de suministro

Estamos muy entusiasmados acerca de la fórmula de la Dieta para vacas, debido a que es un cambio relativamente pequeño en las prácticas (agregar hierba de limón picada a la alimentación) que, según las investigaciones conducidas hasta hoy, tiene la posibilidad de brindar una ventaja climática considerable. Encontrar beneficios mutuos con esta iniciativa, donde los cambios reducen los impactos climáticos, al mismo tiempo que tienen un impacto positivo en la economía agrícola, efectivamente ayudaría a promover su aceptación. Nuestra investigación hasta la fecha no ha mostrado efectos significativos en el rendimiento animal (por ejemplo, aumento de peso). A medida que nos asociemos con más proveedores y científicos del sector, estudiaremos los indicadores que pueden afectar en la economía agrícola, tales como el costo de los insumos y el rendimiento animal.

La Dieta para vacas aborda solo uno de los problemas ambientales complejos relacionados con la producción de carne vacuna. Estamos enfrentando otros problemas y debemos colaborar como industria para realmente lograr un impacto.

Si bien es significativo, reconocemos que el metano de la fermentación entérica es solo uno de varios problemas importantes en lo que respecta al clima y la producción de carne vacuna. Por ejemplo, la producción de carne vacuna fue identificada como el principal impulsor de la deforestación mundial, lo que tiene un enorme impacto climático. A través de nuestra empresa matriz, Restaurant Brands International, mantenemos nuestro compromiso de eliminar la deforestación desde nuestra cadena de suministro; puede leer más sobre nuestras actividades aquí.

Una oportunidad climática importante es el poder restaurar efectivamente áreas verdes y almacenar carbono en la tierra a través de la forma en que criamos el ganado. En 2020, Burger King, el Fondo Mundial para la Naturaleza y Cargill se unen para acelerar las iniciativas de sostenibilidad dirigidas por los ganaderos, convirtiendo las tierras de cultivo improductivas en pastizales nativos para el pastoreo de ganado, que según se sabe, que ayudan a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y restaurar la biodiversidad. Gracias a este esfuerzo colaborativo, casi 9.000 acres de pastizales serán restaurados a través de la iniciativa de ganadería existente del Fondo Mundial para la Naturaleza en las Grandes Llanuras del Norte.

Reconocemos que los impactos climáticos de la producción de carne vacuna son vastos, y que debemos actuar ahora para promover los objetivos climáticos mundiales. Dicho esto, nuestras hamburguesas están hechas de carne del ganado (corte). Esto significa que confiamos en que otros compradores de cortes de carne más grandes se asocien con nosotros para influenciar a nuestros proveedores para que adopten prácticas de producción y distribución más sostenibles.

La Dieta para vacas no solucionará el problema del cambio climático a corto plazo, mas es una solución escalable y esperamos constatar el impacto mientras vivamos. Planteamos un reto para la industria para mejorar, y la iniciativa Dieta para vacas comprueba que es posible aportar mejoras considerables, con integración de experiencia científica de vanguardia y alianzas e intercambio de conocimientos a lo largo de la cadena de valor.

Burger King continuará en busca de innovación y colaboración, mientras nos centramos en la agenda de desarrollo sostenible 2030 y los objetivos climáticos mundiales. A través de la iniciativa Dieta para vacas solicitamos respuestas, investigaciones y participación del amplio sector de carne vacuna, para que juntos podamos hacer, de manera significativa una contribución ecológica positiva en el futuro.

Language switcher

Select your prefer language